Vicente Fernández y Carmelita Salinas eran amigos íntimos

Días antes de que la intérprete de "La Corcholata" sufriera la hemorragia cerebral contó anécdotas con el "Charro de Huentitán"

12 de diciembre de 2021

Este fin de semana, el mundo del espectáculo se encuentra de luto, ya que Carmelita Salinas murió el 9 de diciembre y solo un par de días después de esta pérdida, Vicente Fernández falleció este 12 de diciembre.

Y a pesar de que se creería que los dos famosos no se conocían por una dedicarse a la actuación y el otro a la música, la realidad era otra, ya que en una entrevista dada en octubre por la intérprete de "La Corcholata" mostró su preocupación por la hospitalización de su amigo, "El Charro de Huentitán".

"Tengo volantas donde estamos él y yo en el (Teatro) Blanquita. Trabajando un día me lo encontré en los Estudios Churubusco y traía una chamarra hermosa color rosa de pura gamuza y le dije qué hermosa chamarra, se la quitó y me la dio. Se la regalé a mi hijo Pedrito y no se la quitaba, le encantaba. Es un gran amigo mío y me ha dolido mucho que esté enfermo, 2 meses ya lleva enfermo".

"Según Dios Nuestro Señor ya saldrá de esta, como otros compañeros", dijo la ahora difunta Carmelita Salinas, que esperaba la pronta recuperación de la leyenda del regional mexicano.

Las coincidencias que compartían Vicente Fernández y Carmen Salinas 

Vicente Fernández y Carmen Salinas son parte de una misma generación, ya que la diferencia de edades entre las dos estrellas es mínima, debido a que Carmelita nació el 5 de octubre de 1939, solamente tres meses antes de Vicente, quien llegó al mundo un 17 de febrero de 1940.

Otro número también une a ambas estrellas: la presencia del número 17 en sus bodas, ya que Salinas se casó teniendo esta edad con el músico Pedro Plascencia Ramírez, quien era ocho años mayor que ella, mientras que en el caso de Fernández contrajo nupcias cuando él tenía 23 años, pero María del Refugio Abarca, mejor conocida como "Cuquita", tenía 17 años de edad. Y aunque el matrimonio de la actriz de "Mi fortuna es amarte" terminó en divorcio, el ícono del regional mexicano duró toda la vida casado.

Tanto Carmelita' como "Chente" siempre presumían su pasión por el equipo de futbol, Chivas. Salinas en reiteradas ocasiones mostraba ser una gran aficionada del equipo rojiblanco, de sus "Chivitas", como ella les decía. Y el 'Charro de Huentitán' en algunas de sus presentaciones lucía prendas con el escudo del Rebaño y decía el famoso "Arriba las Chivas", frase que también usaba en sus conciertos.