LIGA MX

Ranking: Los 5 momentos que definieron la rivalidad entre Pumas y América

Los felinos buscan mantener el invicto en el Apertura 2022, mientras que las Águilas buscan regresar a la pelea por el repechaje.

Pumas y América han disputado tres finales en el Futbol Mexicano.Los felinos son el único equipo sin derrota en Liga MX
Escrito en FUTBOL MEXICANO el

Los Pumas de la Universidad Nacional Autónoma de México recibirán a las Águilas del América con el primer Clásico Capitalino del ciclo 2022-2023 en la Liga MX, lo que unirá una nuevo capitulo a la historia de dos escuadras que cumplen 60 años del enfrentamiento inaugural entre las dos escuadras de la Ciudad de México. 

El inicio de la rivalidad surgió desde la primera fecha de la campaña 1962-1963, torneo donde los felinos lucían como el equipo "Benjamín", cuando se enfrentaron a las Águilas que por aquella época compartían escenario en Ciudad Universitaria. Al final del cotejo, los azulcremas dieron la "bienvenida" a los auriazules con una victoria 2-0. 

La situación de compartir hogar se dio por tres campañas más hasta 1966 cuando el América, el Atlante y Necaxa salieron del escenario de Insurgentes Sur al Estadio Azteca que ya era el hogar del IX Campeonato Mundial de Futbol en 1970, mientras que Ciudad Universitaria tendría la sede de los Juegos Olímpicos de 1968. 

Tras la tensión política que derivó en la matanza de Tlatelolco el 2 de octubre, 10 días antes del arranque de la justa veraniega, el Gobierno de México limitó el presupuesto de la Universidad Nacional Autónoma de México, que por entonces aún administraba a los Pumas, lo que forzó la generación de capital por parte del equipo, lo que derivó en el traspaso de Enrique Borja, uno de los primeros grandes canteranos felinos en la historia al América, pese a la negativa del propio futbolista, lo que dejó huella en la afición auriazul

Los 80: La confirmación de la rivalidad entre Pumas y América

20 años después del arribo de los Pumas a la Primera División, con sus primeros dos campeonatos a cuestas, los felinos eran ya protagonistas del máximo circuito mexicano, mientras que América también ya estaba en la mezcla de los equipos más grandes en competencia. Para la temporada 1984-1985 chocaron por primera vez en una final, marcada por la polémica de Querétaro. Después de igualar en los primeros 180 minutos, disputaron un tercer partido en la Corregidora, donde la labor de Joaquín Urrea ha sido objeto de análisis en la victoria 3-1 del América.

Aquella final también fue tristemente célebre por la tragedia del túnel 29 que se vivió en la vuelta de la llave en el Estadio Olímpico Universitario, donde ocho personas murieron aplastadas por el sobrecupo en el inmueble de CU, lo que dejó un antecedente de la protección en escenarios deportivos. 

Apenas tres años más tarde, se encontraron de nueva cuenta en el partido que definió la corona del futbol mexicano. En la ida, el partido es recordado por la victoria 1-0 de los Pumas y donde parecía que la generación que cayó en Querétaro había conseguido la madurez con jugadores como Alberto García Aspe, Miguel España o Manuel Negrete.

Con un gol en el primer tiempo en el duelo de vuelta, los felinos se adelantaron y pusieron contra las cuerdas al América. Sin embargo, la ofensiva de Coapa se sublimó en la segunda mitad, ayudada por errores de Adolfo Ríos, para darles de nueva cuenta otra corona a los emplumados con un 4-1 lapidario en el Estadio Azteca en el marco de la década dorada para el equipo azulcrema. 

1990-1991: La gran revancha de los Pumas

Con 10 años sin campeonatos, los Pumas buscaban consolidar una generación de la mano de Miguel Mejía Barón y con figuras como Jorge Campos, Luis García y Ricardo Ferretti, quien salió del retiro para la campaña 1990-1991. En aquel año, los felinos consiguieron un año de ensueño: líder general, mejor ofensiva, mejor defensiva, campeón de goleo individual. Sin embargo, el chocar ante América despertó los fantasmas del equipo tras las dos derrotas en los 80

La ida marcó una tónica similar a 1988, donde se adelantaron en el marcador desde el primer minuto y con una remontada exprés del América que anotó tres goles en 15 minutos. Para el segundo tiempo, los Pumas se volcaron al ataque y con una anotación de David Patiño de media distancia cortaron distancias a una victoria de cobrar revancha

En Ciudad Universitaria, los felinos auriazules no dejaron su vocación ofensiva y para el minuto seis de la primera mitad, Ricardo "Tuca" Ferretti prendió una falta en los linderos del área que pusieron el 1-0 que eventualmente entregó la tercera estrella para el conjunto de los Pumas en uno de los grandes momentos de su historia. 

El sueño de Andrés Lillini con los Pumas previo a su duelo ante América